Noticias

Cómo influye la instalación de fachadas ventiladas en el interior de las viviendas

fachadas ventiladas en el interior de las viviendas

Cuando hablamos de fachadas ventiladas pensamos sobre todo en la parte exterior de los edificios. Sin embargo, hay que ir más allá, ya que las ventajas que ofrecen las fachadas ventiladas en el interior de las viviendas son igual de importantes. La clave reside en los materiales, cuya calidad repercute en el bienestar de los huéspedes. A continuación vamos a analizar algunos de los aspectos que se mejoran gracias a este tipo de fachadas.

Ventajas de las fachadas ventiladas en el interior de las viviendas

Aunque la nueva construcción está todavía muy lejos de cumplir con los niveles mínimos de exigencia de la Unión Europea a nivel de eficiencia energética, cada vez son más los proyectos que apuestan por las fachadas ventiladas. En este sentido, la rehabilitación también juega un gran papel en el antiguo parque inmobiliario de la mayoría de los países europeos. Aunque, a priori, las fachadas ventiladas puede parecer que sólo suponen mejoras en la parte exterior de los edificios, también debemos considerar las grandes ventajas que ofrecen las fachadas ventiladas en el interior de las viviendas. 

Tres de las principales ventajas son la iluminación, la ventilación y el control de la temperatura. En este punto cabe destacar que estas mejoras sólo se consiguen si la calidad de los materiales de construcción es la apropiada. 

Iluminación del interior

El innovador diseño de las fachadas ventiladas otorga un papel fundamental a las ventanas. Gracias a ellas se consigue que la luz natural entre por el interior, con el consiguiente ahorro energético y con el consiguiente beneficio para los inquilinos. 

Ventilación del aire

Gracias a la capacidad de circulación del aire que proporcionan las cámaras de este tipo de fachadas, la ventilación del aire mejora y reduce y evita problemas, como las humedades. 
fachadas ventiladas en el interior de las viviendas

Control de la temperatura

La capa de aislamiento ayuda a mantener el frío en verano y el calor en invierno. Este punto es fundamental para conseguir la eficiencia energética y ahorrar costes. 

fachadas ventiladas en el interior de las viviendas
Otra mejora que se consigue gracias a la instalación de este tipo de fachadas es la económica. Según los expertos, la rehabilitación energética de las viviendas puede aumentar su valor en un 25%.

COMPARTIR:

Otras noticias

Más noticias


Ver más noticias